Por qué la metodología del análisis de causa raíz (RCA) de Apollo puede reducir el impacto del error humano.

Una pregunta que me formulan constantemente como entrenador de análisis de causa raíz (RCA) de Apollo, es esta: “¿Cómo ayuda Apollo con el desempeño humano?”Male and Female Industrial Engineers in Hard Hats Discuss New Project while Using Tablet Computer. They're Making Calculated Engineering Decisions.They Work at the Heavy Industry Manufacturing Factory.

Sabemos que siempre habrá inconsistencias entre lo que se instruye a las personas y cómo lo hacen (desempeño humano). También sabemos que las empresas necesitan gestionar y reducir estas diferencias tanto como sea posible. Cuando se producen diferencias significativas, descontroladas o repentinas, y como resultado surgen problemas costosos, se sabe entonces que se necesita un análisis e investigación para identificar qué hay detrás de las diferencias.

Dentro de la metodología de Apollo RCA, el término “Causado por” nos lleva a un viaje de eventos causales o un camino causal. Una vez que se hayan documentado todas las causas, podemos aplicar soluciones efectivas para que el problema no vuelva a ocurrir. La metodología de Apollo no solo es robusta, sino que también es lógica y variable.

Las fallas relacionadas con los seres humanos se encuentran en casi todos los tipos de problemas en algún punto a lo largo del espectro, pero principalmente en problemas basados ​​en eventos.

En un sistema basado en el desempeño humano, se requiere que un empleado u operador realice una tarea determinada o múltiples tareas variadas. Para cada tarea realizada hay un resultado requerido.

La metodología de análisis de causa raíz (RCA) de Apollo nos obliga a investigar no solo las acciones realizadas o no realizadas (inacciones), sino también las condiciones existentes que rodean las acciones o inacciones. Sabemos que las acciones son momentáneas y las condiciones existen a lo largo del tiempo. Cuando las acciones y las condiciones se unen en el mismo punto en tiempo y en espacio, el efecto principal o el problema definido es presentado.

Si registramos el problema (efecto primario) como “Error del operador”, debemos investigar qué causó el error y las causas subsecuentes a mayor detalle. Una lista completa de las acciones o inacciones y condiciones nos permitirá crear caminos causales más profundos basados ​​en relaciones de causa y efecto. En muchos casos, encontramos que las causas de un “Error del operador” son sistémicas.

Teniendo en cuenta que la mayoría de la gente va a trabajar para hacer lo correcto, es lógico pensar que cuando sucede algo incorrecto puede haber otras fuerzas en acción. Si simplemente nos deshacemos del operador por cometer un error, entonces los problemas reales no se eliminan, porque no los hemos considerado durante la investigación. Incluso con un nuevo operador, es muy probable que ocurra el mismo error junto con los impactos asociados (tiempo, pérdida de producción, lesiones, pérdida financiera).

Al utilizar el proceso estructurado de la metodología de análisis de causa raíz de Apollo, usted puede descubrir las causas fundamentales de los problemas de desempeño humano de manera efectiva y consistente, brindándole una visión más profunda de las causas sistémicas. Posteriormente, puede implementar una solución que evite que se repita el “Error del Operador”.

 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Post Navigation